Costumbres curiosas para el día intercalar

Download PDF
Rubén Astudillo
Últimas entradas de Rubén Astudillo (ver todo)

Con motivo de la póxima celebracíón del día intercalar, o leap day para los anglófilos os vamos a contar unas curiosas costumbres que puede que os den ideas.

Pero antes de nada ¿Sabéis lo que es un día intercalar?

Como espero que todos sepais ya, aunque para simplificar se asuma que tardamos 365 días en dar la vuelta a nuestra querida estrella Sol, esto no es tan preciso. Aproximadamente tardamos un cuarto de día más.

Esto hace que para mantener este calendario tengamos que hacer un ajuste cada cuatro años juntando esos cuatro cuartos que hemos ido dejando olvidados para formar un día entero. Y como no sabían muy bien qué hacer con él decidieron adjuntarlo al mes más corto del año: Febrero. De esta forma febrero tiene 29 días cada 4 años.

Hasta ahí ya nos lo sabíamos todos ¿Verdad?

Pues el día intercalar, o leap day, es ese día extra que tiene febrero cada cuatro años.

Este día tiene algo especial, es un día que tiene cualidades casi místicas. Aunque apenas lo notemos sí somos capaces de sentir una cierta emoción cuando conocemos a alguien que nació ese día, aunque séa para hacerle la coña de que tiene sólo la cuarta parte de su edad ya que sólo cumple cada cuatro años.

Al hilo de esa consciencia sutil de que ese es un día especial han surgido a lo largo de la historia costumbres y rituales muy curiosos de lo cuales os traemos algunos. A ver qué opinais.

Las mujeres proponen matrimonio a sus parejas

Según una vieja leyenda irlandesa Santa Brígida llegó a un acuerdo con San Patricio para permitir que las mujeres propongan matrimonio a los hombres, y no al revés, cada cuatro años.

Se cree que esto se introdujo para equilibrar los roles tradicionales de hombres y mujeres de manera similar a cómo el día bisiesto equilibra el calendario.

12 pares de guantes

En algunos lugares, el día bisiesto se conoce como «Día de solteros». Un hombre debía pagar una multa, como un vestido o dinero, si se negaba a aceptar una propuesta de matrimonio de una mujer en el día intercalar.

En muchos países europeos, especialmente en las clases altas de la sociedad, la tradición dicta que cualquier hombre que rechace la propuesta de una mujer el 29 de febrero debe comprarle 12 pares de guantes. La intención es que la mujer pueda usar los guantes para ocultar la vergüenza de no tener un anillo de compromiso. Durante la edad media hubo leyes que rigen esta tradición.

Desafortunado en el amor

En Escocia, solía considerarse desafortunado que alguien naciera en un día bisiesto, al igual que muchos consideran que el viernes 13 es un día desafortunado.

Los griegos consideraban desafortunado que las parejas se casaran durante un año bisiesto, y especialmente en el día intercalar.

En Italia, los orígenes de la mala suerte son más claros. En la época romana, febrero estaba asociado con los muertos, y extenderlo solo prolongaba un mes ya macabro.

Fideos y manitas de cerdo

En Taiwán, hay una superstición que tiene que ver con … fideos de manitas de cerdo.

En este país, se cree que los padres tienen más probabilidades de morir durante un año bisiesto. Así que las hijas casadas deben regresar a casa durante el mes bisiesto y llevar fideos con manitas de cerdo a sus padres, para desearles buena salud y buena fortuna.

¿Conocéis más costumbres extrañas de este día? Dejadlas en comentarios

Rubén Astudillo
Acerca de Rubén Astudillo 217 Articles
Editor de este despropósito de sitio

Comentarios

Loading Facebook Comments ...

Be the first to comment

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.