Dungeon Saga: Presentación (I)

Para inaugurar este sitio web no se me ocurre mejor artículo que uno presentando a la razón que lo ha motivado. Puede decirse que Dungeon Saga es el motor y el origen de esta web por lo que aunque no sea la única fuente de contenidos es de justicia que la inauguremos hablando de este gran juego.

A lo largo de una serie de artículos desgranaremos un análisis del juego empezando por Dwarf King Quest y acabando con sus ampliaciones actuales y esperadas.

Todo empezó con Kings of War, el juego que Alessio Cavatore diseñó para dar guerra a Warhammer Fantasy Battles de Games Workshop. Alessio, antiguo diseñador en GW se sacó de la manga un juego equilibrado y sencillo, rápido de aprender y que a pesar de ser más simple que Warhammer no desmerecía para nada como rival. A esto se sumó que Mantic tenía una amplia gama de miniaturas en 28 mm cuyas equivalencias con las razas y culturas de El Viejo Mundo de GW era más que evidente, por lo que muchos aficionados a un juego se transfirieron al otro sin trauma alguno.

Desde que GW cesó la edición de Warhammer Quest, último de la saga de juegos de mazmorreo que había iniciado Heroquest, los aficionados habíamos quedado un poco huérfanos. Es cierto que surgieron otras opciones como Descent, del que ya hablaremos en un futuro artículo, con sus pros y sus contras pero no era lo mismo.

Mantic se estaba especializando en “copiar” u “homenajear” juegos de GW y no tardó en surgir un intento de heredero de Warhammer Quest. Su nombre era Dwarf King’s Hold.

Pero era un tanto peculiar.

Dwarf King’s Hold

En Dwarf King’s Hold nos adentrábamos en las profundidades de una fortaleza enana donde un grupo de aguerridos defensores trataban de detener a las fuerzas no muertas del nigromante Mortibris. El nigromante está buscando algo en las catacumbas de los reyes enanos pero sus defensores no están dispuestos a permitir que las fuerzas de la “no vida” tomen posesión de su fortaleza.

Dwarf-Kings-Hold-Boardgame

Es un juego de batallas para dos jugadores en el que uno toma el control de los defensores enanos y otro de los incursores no-muertos en una serie de seis escenarios. Por tanto no es propiamente un juego de mazmorreo si no un juego de escaramuzas con la particularidad de ocurrir estas en una mazmorra.

El terreno de juegos es modular y se compone de pasillos y habitaciones con casillas con las que formar el mapa de juego. El material es cartón grueso aunque una de sus quejas más habituales es que es demasiado fino.

488981a

Incluye 32 miniaturas:

  • Por parte de los enanos se incluyen cinco Acorazados (Ironclad Warriors), dos Rompeescudos (Shieldbreakers) y un Mastín Enano
  • Y por parte de los no muertos doce esqueletos, diez regresados (revenant)y dos sabuesos esqueleto.

Se comercializaron dos cajas más:

  • Una de ampliación llamada Dwarf King’s Hold: Ancient Grudge. Esta ampliaba el número de jugadores hasta cinco, introducía nuevas tropas y reglas.
  • Por otra parte Dwarf King’s Hold: Green Menace es una caja de inicio como la original con un planteamiento muy similar pero enfrentando a orcos contra elfos. Evidentemente es perfectamente compatible ampliándose el rango de razas a elegir y las losetas con las que construir mazmorras.

Después de una temporada en la que no se supo nada más de este juego y ya se le suponía acabado Mantic anunció una campaña de mecenazgo en Kickstarter para producir un nuevo juego de mazmorreo: Dungeon Saga

Dungeon Saga

En 2015 Mantic se lió la manta a la cabeza y lanzó una campaña de mecenazgo a través de la plataforma Kickstarter para publicar su nuevo juego: Dungeon Saga.

La campaña fue un gran éxito y recaudaron más de un millón de dólares.

Hay dos principales razones para el éxito de la campaña:

  • Muchos nostálgicos de los juegos de mazmorreo de GW veían en Mantic a su heredero y confiaron en tener un gran juego.
  • Como es habitual en las campañas de Mantic es bastante sencillo y relativamente barato hacerte con toneladas de plástico en forma de miniaturas por lo que aunque no te interese el juego puede resultar jugoso.

Dungeon-Saga-Boxed-Game-Contents-ks

Dungeon Saga es un juego de mazmorreo más similar a lo que fue Warhammer Quest, con un grupo de héroes (Bárbaro, Enano, Elfo y Mago) que se adentra en una antigua fortaleza de los enanos para evitar que Mortibris se haga con el Tomo de Valandor y desencadene un apocalipsis de no-vida en el mundo. ¿Os recuerda a algo? Efectivamente, Mortibris el nigromante pudo acabar con los defensores enanos de la fortaleza y hacerse con sus reliquias así que ahora hay que reunir grande héroes de los confines del mundo para enfrentarse a él. Es a todos los efectos una continuación de los hechos narrados en Dwarf King’s Hold.

Durante la campaña de mecenazgo diversas consideraciones estéticas fueron variando: diseño de algunas miniaturas, parte de las reglas… pero lo más llamativo para mí fue el cambio, a mejor, en la caja del juego. Sí, ya sé que puede ser algo secundario y para algunos es una tontería pero para mí el juego gana puntos por la caja.

Me explico.

630ed04181f32f830de3fa577f034d49_original
El primer diseño de caja

En las imágenes iniciales veíamos una caja normal, con su ilustración con los personajes luchando contra las fuerzas no-muertas bastante aceptable pero el diseño final es una caja de cartón rígido en forma de libro antiguo, lomo redondeado y cierre con imanes que encierra el contenido del juego. ¡Magnífica! Puedes ponerla en la estantería como si se tratase de un libro, y si tienes las ampliaciones conforman una colección de aspecto impresionante. Un gran acierto para mi gusto.

20160415_142831
Diseño final de la caja

Al abrir la caja te encuentras gran cantidad de bolsas con miniaturas, las planchas de cartón con las losas de suelo y marcadores, las fichas de personaje y la escenografía. Todo muy bien colocado, de esa forma que sabes que en cuanto abras las bolsas nunca podrás colocarlas de nuevo así. Es un detalle de agradecer que la caja incluye bolsas con cierre extras para acomodar el contenido de la caja una vez destroqueles las losas y marcadores.

Las miniaturas son de buena calidad, hechas en resina de colores diferentes según qué tipo de ser tengamos entre manos: Azules para los héroes, blanco hueso para los esbirros y gris para los jefes. Al ser de resina están un poco dobladas y hay que enderezarlas antes de pintarlas. En el libro de reglas te da consejos de cómo hacerlo. Esto lo veremos en otro artículo.

unnamed-6

Por la parte de los héroes tenemos a Orlaf el bárbaro, Madriga la elfa arquera, Danor el mago y Rordin el guerrero enano. Personajes totalmente arquetípicos cuyas particularidades están bien reflejadas en las reglas.

MGDS01c

En los esbirros tenemos una selección de esqueletos con armas de cuerpo a cuerpo o arcos, zombies, zombies con armadura, enanos regresados, fantasmas… ¡Trolls zombies! Son miniaturas bastante aceptables entre las que destacaría los regresados enanos y los trolls zombies.

pic2564455_md

Por último tenemos los jefes, que son Mortibris y sus lugartenientes: Elshara la banshee, Hoggar el shamán troll zombie y Grund el Rey Enano No-Muerto.

Una cosa que tiene Dungeon Saga, que tenía Heroquest y que echo mucho de menos en algunos juegos es la escenografía. ¿Qué mejor forma de darle color y vida al mazmorro que situar en él cofres, tronos, armeros, estanterías… no simplemente marcadores de cartón si no miniaturas de buena calidad y a escala para acompañar a héroes y enemigos. Y Dungeon Saga cumple admirablemente en este sentido: su escenografía es detallada y bonita.MGDS01f

Las losas con las que se formarán las mazmorras son de cartón grueso de buena calidad que corrigen el defecto comentado en Dwarf King´s Hold. Se incluyen unos clips en plástico transparente para fijar las losas pero encuentro que puede ser incómodo usarlos y no han salido de la bolsa.

dungeon saga dwarf kings quest mantic unboxing kickstarter dungeon master (2)

Además el juego se completa con cartas para los hechizos, objetos mágicos o las cartas del Overlord, que es el jugador que dirige a las fuerzas de Mortibris. Estas son de calidad correcta, quizá muy finas, y tamaño estándar, lo cual es de agradecer a la hora de enfundarlas.

El material es de buena calidad y transmite buenas sensaciones. Abrir la caja y desear estar tirando dados contra tus amigos es inmediato.

En futuros artículos de esta serie hablaremos de las reglas del juego, del Adventurer´s Companion, una ampliación imprescindible, de las ampliaciones con nuevas gestas…

Bienvenidos a Dungeon Saga.

Loading Facebook Comments ...

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *